Trump no es un fenómeno marginal

Unos sesenta millones de norteamericanos van a votar a Dponald TXrump. El populismo está presente en todo el mundo occidental.

Unos sesenta millones de norteamericanos van a votar a Donald Trump. El populismo está presente en todo el mundo occidental.

Siempre es prematuro hacer predicciones. Lo que sí es pertinente es señalar las consecuencias de una victoria de Donald Trump en las presidenciales del martes. Se calcula que unos sesenta millones de norteamericanos le van a votar. No es un fenómeno marginal. Indica cómo el mensaje xenófobo, populista, con mentiras gordas no desmentidas, ataques a minorías, a las mujeres y a los hispanos, ha calado en una sociedad que también se deja arrastrar por los impactos de los argumentos simples.

Las elecciones americanas son un espectáculo. Pero también señalan qué dirección tomarán las relaciones internacionales según quien ocupe la Casa Blanca. Lo más enigmático es la relación casi amical con Vladimir Putin que está ganando la batalla militar y diplomática en un punto tan explosivo como es la guerra de Siria.

El presidente controla el ejército más poderoso del mundo y tiene la facultad de controlar y en su caso accionar el botón rojo del armamento nuclear. Que un hombre del perfil que hemos visto tenga en sus manos la posibilidad de activar las armas nucleares es muy inquietante.

Su retórica no resiste las estadísticas ni la verdad. No le preocupa el medio ambiente. Bajaría los impuestos a los más ricos y sería proteccionista lo que aumentaría los precios para los más necesitados. Su predicamento ante tantos norteamericanos tiene mucho que ver con las promesas de carácter económico. Puede que no les guste, incluso que le teman, pero las líneas generales del liberalismo económico les pueden satisfacer.

Hillary Clinton tiene más experiencia, conoce más los temas, conoce la trayectoria de la política exterior americana en los últimos cien años. Pero no tiene empatía. Su figura es controvertida. No tanto por lo que ha hecho sino por cómo es percibida por amplios sectores de la opinión pública norteamericana. El conflicto de los correos electrónicos tiene una relativa importancia. El problema es ella, su carácter y su posición respecto a su marido, Bill Clinton, mientras fue gobernador de Arkansas y presidente de Estados Unidos.

Pero es la opción más conveniente para el mundo y para Estados Unidos. En el ámbito americano se le acusa de izquierdosa pero, como dice The Economist esta semana, en Gran Bretaña se situaría en la centralidad del partido conservador y en Alemania cabría perfectamente en el partido de Angela Merkel.

Ganará o perderá porque es la más idónea y no por que es mujer. En esto se ha avanzado mucho. Barack Obama ganó dos veces porque era el más adecuado y no por ser negro. En dos días se habrán despejado las incógnitas.

16 comentarios

  16 comments for “Trump no es un fenómeno marginal

  1. Bet
    08/11/2016 at 17:01

    No us agrada el Sr. Trump, a mi tampoc. Els americans varen votar al Sr. Reagan, i als Bush. Perquè no podrien votar ara en majoria al Sr. Trump?

  2. Josep Ramón
    08/11/2016 at 14:24

    Proclive para hacer previsiones erróneas, predije a Jeff Busch en lugar de Hilary y ahora, igual que Michel Moore pedigo que ganará Trump. Ojalá me equivoque, porque caso contrario, Dios nos coja confesados.

    • Bet
      09/11/2016 at 10:31

      Has acertado.
      Que pasa en el mundo? Necesito respuestas…..

      • francis black
        09/11/2016 at 11:01

        (Campana vespertina.)

        Vendrán más años malos
        y nos harán más ciego
        vendrán más años ciegos
        y nos harán más malos.

        Vendrán más años tristes
        y nos harán más fríos
        y nos harán más secos
        y nos harán más torvos.

        Rafael Sánchez Ferlosio. 1993

      • Josep Ramón
        09/11/2016 at 17:17

        Cuando un globo infantil se aprieta por un lado, se expande por otro. Europa seguirá sus mismos pasos. Menos globalizacion más empleo. Conflictos con la fábrica del mundo que contestará retirando fondos de USA. La bola de cristal no da para más.

  3. Albert
    08/11/2016 at 09:31

    Observo que a lo largo de la historia de la humanidad, se da la circunstancia de que un solo hombre ha sido capaz de alterar la vida, la convivencia, la economía, ect. de la sociedad humana de un pais, de un continente ó incluso del mundo entero.

    Vease, para citar algunos…Nerón, Napoleon, Hitler, Binladen, Cameron y podría citar a otros más cercanos, pero prefiero no citarlos. Los nuestros todo el mundo los conoce ya. Pero de haberlos ahilos.

  4. 07/11/2016 at 10:48

    Sr.Foix: se están produciendo situaciones inusuales e inéditas, como que dos presidentes de los Estados Unidos acaben durmiendo juntos, pero no revueltos, en la Casa Blanca…o que un millonario como Trump acabe okupando una Casa Blanca por desalojo de un afroamericano…menudo nivelazo que tenemos en la primera potencia mundial…

  5. Rosamaria
    07/11/2016 at 10:00

    És preocupant, que en un país com els Estats Units, no hi hagin més candidats que aquests dos “fenòmens” tots dos. Si la renovació l’ha de portar un d’aquests dos….” apaga y vámonos” !!!

    • 08/11/2016 at 10:56

      Eso es lo extraño Rosamaria…que sólo haya estos dos lumbreras…

    • Bet
      08/11/2016 at 16:54

      Estic d’acord…. és preocupant

      • Àfrica
        08/11/2016 at 22:07

        ….jo diria més….és lamentable…

  6. Albert
    07/11/2016 at 06:51

    Sr. Foix: Siempre ha habido grandes desigualdades económicas, pero ahora se están incrementando y no amainan, ni se solucionan.

    Pienso que la inmensa mayoría de los seres humanos políticos, que ocupan el gobierno y el sistema de gobierno de cada nación, acaban contagiándose de el mal de …” El poder corrompe. ”

    Luego también existe en cada nación el verdadero poder de los invisibles y poderosos, enfermos de la ludopatía de la corruptosis, que solo piensan en adquirir riqueza y poder sin limites. Pero que en cambio dirigen desde la sombra a los gobiernos y a su equipo.

    Y todo es posible, no por culpa de la corruptosis endémica, sino más bien por la frescura, tolerancia y falta de control efectivo y real de la corruptosis, por parte de todos los panzacontentos y satisfechos que por su privilegiado estatus viven y disfrutan de dinero y poder.

    Estos últimos …son los culpables de la situación, por no cumplir debido a su panzacontentismo…con su deber de vigilancia y control de los efectos desequilibrantes economicamente…de la corruptosis en la sociedad humana.

    Nos pasan desapercibidos, pero su indolencia y deserción del deber…también es más culpable.

    • 08/11/2016 at 10:57

      El problema Albert es el de siempre…quién controla al que controla…

  7. dogbert
    07/11/2016 at 01:02

    Claro que no, el individuo de la foto es un fenomeno pero no aislado. Gane quien gane en USA, que ganara Clinton, el pais quedara dividido y con un panorama violento, incierto y desde luego nada motivador.

    Por todo el planeta las divisiones cada vez son mas epatantes, reaccionarias y para nada conciliadoras.

    Estamos en un momento historico lugubre para las libertades, la dignidad y el humanismo.
    Estamos en el todo vale y a cualquier precio.

    A la intemperie y al borde del abismo, las anecdotas puntuales , como estas elecciones USA son bofetedas al ser humano en plena pelea desigual entre la razon y la barbarie.

    • Rosamaria
      09/11/2016 at 10:34

      …pues ha ganado, Trump !!…el sexto sentido te ha fallado esta vez…

  8. Francesc
    07/11/2016 at 00:28

    “El presidente controla el ejército más poderoso del mundo y tiene la facultad de controlar y en su caso accionar el botón rojo del armamento nuclear. Que un hombre del perfil que hemos visto tenga en sus manos la posibilidad de activar las armas nucleares es muy inquietante.”

    De acuerdo. Pero mantengo lo que escribí por aquí: http://bit.ly/2foQt2S

    ¿Cómo es posible que no ya que un personaje como Trump haya llegado a ser candidato si no que reciba tal apoyo? Y no vale la explicación fácil, aplicables también a su rival, de que es un gran manipulador (que lo és) o que hay mucha incultura entre sus potenciales votantes (algo siempre relativo).

Comments are closed.