Europeísmo de baja intensidad

Carles Puigdemont recibió a los doscientos alcaldes independentistas, con sus varas en ristre, que se trasladaron a Bruselas

Desde el primer momento de la ruta independentista trazada por Artur Mas escribí y volví escribir que la independencia de Catalunya no podría tener éxito si iba contra España y si no contaba con Europa, Los que han liderado el procés lo sabían y, a pesar de todo, no se detuvieron en un empeño que objetivamente era inútil.

Catalunya está aislada del mundo desde hace cinco años. No viene nadie, aparte de los millones de turistas, y nadie recibe a los dirigentes independentistas que han puesto todos los medios para ser recibidos por algún miembro de un gobierno o presidente de institución en Europa o en el mundo democrático. En tiempos de Pujol era frecuente la visita de estadistas, ministros y personajes de primera fila al Palau de la Generalitat. Eran obsequiados con cenas con categoría de Estado, se intercambiaban discursos, se establecían complicidades con los principales líderes europeos.

Pujol visitaba Estados Unidos, fue recibido por George Bush sr en la Casa Blanca, y era reconocido y respetado por todos los gobiernos europeos. Visitaba Israel, Chile, Argentina, Uruguay y prácticamente todos los países latinoamericanos. Catalunya estaba en el mapa político europeo. Pujol presidió la Europa de las regiones y se entrevistaba con el presidente del Parlamento Europeo. Una vez le acompañé.

La estampa de hoy en Bruselas es la historia de una fracaso político y diplomático. Carles Puigdemont no ha podido ni siquiera entrar en el Parlamento Europeo y se ha reunido en un espacio anejo que no tenía nada que ver con las instituciones europeas. Los diputados nacionalistas no consiguieron establecer un puente con las autoridades europeas. Los 200 alcaldes con sus varas, con su avión fletado y con su entusiasmo no han convencido a las autoridades de la Unión. ¿Quién paga los gastos de estos desplazamientos masivos? Animo al periodismo de investigación que lo averigüe.

A juzgar por las imagines y por el discurso de Carles Puigdemont se percibían hoy en Bruselas dos adversarios o enemigos que no entienden la lucha de los independentistas. Uno es el Estado español al que Puigdemont ha acusado de perpetrar un golpe de Estado y el otro son las instituciones europeas que no han dejado constancia oficial de la expedición catalana.El trato del ex gobierno en el exilio será con las autoridades judiciales.

La antorcha del catalanismo político o del independentismo no desaparecerá, ocurra lo que ocurra en los próximos meses. Pero el independentismo tendrá que reflexionar, tranquilizarse y admitir que la ruptura unilateral con España no se puede hacer a golpe de manifestaciones ni tampoco con gestos de astucia. Lo primero que hay quer hacer es obtener una mayoría social entre los catalanes y a continuación buscar la forma de reivindicar los intereses de Catalunya respecto a España, a Europa y al mundo. No se puede recurrir al populismo de las calles, a las emociones y a las legítimas aspiraciones de muchos catalanes sin tener en cuenta el resto, sus intereses y sus ambiciones contrapuestas.

Las imágenes de hoy en Bruselas son de un europeísmo de baja intensidad, a contracorriente, solitario, soberbio y engañoso.

10 comentarios

  10 comments for “Europeísmo de baja intensidad

  1. Jaume T.M.
    08/11/2017 at 09:09

    Sr Foix: En el “bando” contrario a la independencia se olvida algo: la mitad de los catalanes que tampoco la queremos.

  2. Albert
    08/11/2017 at 06:29

    Sr. Foix y compañeros/as del blog :

    Hemos disfrutado de 40 años de democracia y paz desde la muerte de Franco, debido a que las personas que, en aquel entonces consiguieron llegar a un acuerdo que satisfaciera y beneficiara a toda la sociedad de España entera, incluidas las naciones históricas como por ejemplo el antiguo reino de Aragón- Cataluña, Navarra- Euscadi, a los antiguos reinos de Castilla-Leon, ect.ect. al mundo Franquista, al mundo comunista, al mundo socialista, al mundo capitalista, ect.

    Fue posible porque… los padres de la Constitución Española… acordáron una amnistia general para todos. Es decir para los franquistas, comunistas, socialistas, terroristas, nacionalistas, revolucionarios, ect.

    Pero todo se está yendo a perder, porque una nueva generación de descendientes, que no ha vivido la experiencia de la guerra in-civil española, la postguerra, los empresonamientos y los fusilamientos posteriores, el terrorismopolítico, todo durante unos unos años fatídicos, …está ahora, echando a perder aquel milagro y aquella realidad.

    Por ejemplo : Visto imparcialmente y neutralmente a Carles Puigdemont y su equipo de acompañantes del gobierno de la Autonomía de Cataluña ó Generalitat, pienso que hace un flaco servicio a Cataluña, volviendo a recordarnos viejos agravios y quejas contra España, como argumento que les libre de la aplicación de la Ley, que consiguieron acordar y crear los Padres de la Constitución española, durante la transición del franquismo puro a la Democrácia plena.

    Puigdemont repito, actualmente es un estorbo, para conseguir volver a encarrilar el conciliamiento de las relaciones humanas de paz y entendimiento… que conjuguen los intereses económicos, políticos y de poder entre el gobierno de España y el gobierno de la autonomía de Cataluña ó Generalitat de Cataluña.

    Y para Rajoy, idem de idem.

    Los dos y sintiendo lo mucho, ya han demostrado lo que pueden y lo que no pueden hacer, por lo que más bien estorban la solución en beneficio de todos los españoles.

    Necesitamos imperiosamente, regresar ó volver a las amnistias y a la voluntad y acuerdos, a que llegaron y aceptaron, los padres de la Constitución Española.

    Todo lo demás estorba, enreda, engaña, retrasa e impide la verdadera, conveniente y necesaria solución, que satisfaga a todos.

    Para los buenos entendedores…

  3. Ramon
    08/11/2017 at 01:32

    No se puede lograr la independencia con mentiras económicas, el problema es que hay personas que les es igual que les mientan, porque algunas de ellas son fanáticas, y deberemos repasa la definición de fanatismo, donde se indica en el fanatismo, se supera la racionalidad, la ceguera que produce el apasionamiento puede llevar a que la persona fanática se comporte, en ocasiones, de manera irracional.Es una actitud que se manifiesta con pasión exagerada, desmedida, irracional y en muchos casos rara en defensa de una idea, teoría, cultura, estilo de vida, etc. El fanático es una persona que defiende exageradamente desmedida sus creencias y opiniones, también es aquel que se entusiasma o preocupa ciegamente por algo. Se usa mayormente para designar a las personas profusas en su proselitismo hacia una causa política.​

    • un fanático
      08/11/2017 at 01:53

      Te comportas como un fanático? No,yo no soy un fanático.

  4. CatdeMelb
    08/11/2017 at 00:55

    Què hem de fer, Sr. Foix? Continuar encaixant les humiliacions que ens arriben de l’Estat des de l’emasculació de l’Estatut? Acceptar que l’educació catalana adoctrina els infants, sense dir res?
    S’havia de reaccionar, o anàvem directe a la desaparició total de Catalunya com a país i com a poble.
    Hem perdut algunes coses. Però n’hem guanyat d’altres molt valuoses.
    El món sap ara que hi ha una comunitat amb llengua pròpia i amb un alt PIB, en un racó de la UE, que no vol desaparèixer. Que lluitarà perquè les seves justes reivindicacions siguin escoltades.

    • Javier
      08/11/2017 at 22:48

      La desaparició de Catalunya es va produir a la democràtica França. Tanmateix, a la repressora Espanya, Catalunya floreix com mai. Potser m’he perdut un bri d’Història que fa que no m’encaixin les peces.

  5. dogbert
    07/11/2017 at 23:44

    Efectivamente la cosa es muy esperpentica.
    Estamos dilapidando todo.
    Vamos fatal.
    Estamos en manos de iluminados.
    El ejemplo de pujol no es el mas acertado, pero vale para comparar el peso de Catalunya en su tiempo y ahora. Perdemos por goleada.

    I tot aixo qui ho paga, se pregunta Foix-Pla.
    Lo adivinan?

  6. Dídac
    07/11/2017 at 23:07

    En que deu estar pensant el senyor Foix, que ens posa a Jordi Pujol com exemple??. En Pasqual Maragall encara, però el corrupte Pujol, es molt fort que ens el volgui posar d’exemple!!

  7. Perogrullo
    07/11/2017 at 22:39

    Por favor.
    No des ideas.
    No las merecen después del daño hecho a los catalanes, tanto independentistas como no.
    El futuro pinta obscuro gracias a ellos

Comments are closed.