La conllevancia o la ruptura

Aspecto de una manifestación de la Diada en las calles de Barcelona

En tiempos de velocidad de vértigo es imprescindible disponer de un mapa de carreteras señalizado, una hoja de ruta, un plan de intendencia mínimamente realizable. La improvisación suele comportar altas cotas de siniestralidad.

En estos momentos no sabría vislumbrar cómo será la gobernabilidad de Catalunya a finales de año. El president Puigdemont nos cuenta que habrá un referéndum y que él no estará en la Generalitat en el 2018. No sabemos la fecha, ni cómo se va a organizar o bajo qué legalidad se llevará a cabo.

La consulta no será aceptada por el Estado y tampoco por la comunidad internacional. Los precedentes más próximos, Quebec y Escocia, se han celebrado hasta ahora después de un acuerdo previo entre las instituciones.

El Reino Unido no tiene Constitución escrita pero sí tiene jurisprudencia. David Cameron fue a Edimburgo y pactó con Alex Salmond el referéndum del 2014. Quizás porque pensó apresuradamente que los riesgos de la secesión escocesa eran mínimos. Finalmente, ganó por más de diez puntos. Theresa May no ha dicho si va a aceptar la iniciativa de Nicola Sturgeon para celebrar un nuevo referéndum en la primavera del 2019. No es probable que la consulta se celebre en un vacío jurídico y sin un pacto político previo.

¿Adónde vamos con el conflicto creado entre el Govern de Catalunya y el Estado? A una ruptura unilateral o a un pacto político. El independentismo no pondera la hipótesis de un acuerdo. Y Mariano Rajoy se aferra a la ley suprema a pesar de que el presidente saliente del TC, Francisco Pérez de los Cobos, dijera ayer que el proceso soberanista catalán no puede ser resuelto por el Tribunal Constitucional.

En todo caso, las prisas catalanas y la actitud quietista de Rajoy pueden provocar un accidente político grave. Estamos en tiempo de descuento. Si así fuere, habrá que exigir responsabilidades aunque sea demasiado tarde. La política en el mundo democrático es hoy gris y precaria, sin inteligencia creativa. Ganan las ideas simples, seguras, no discutibles ni discutidas, que son el motor de los populismos. La inteligencia política es hoy peligrosa o cuando menos sospechosa.

Es aconsejable releer a Ortega sobre lo que dijo sobre las masas y sobre su visión del problema catalán en el célebre debate con Azaña en la discusión del Estatut de 1932. No se puede resolver, sólo conllevar. La alternativa a la conllevancia es la ruptura unilateral que dejaría a Catalunya a la intem­perie, fragmentada y frustrada. Pido un ­cálculo de riesgos. En su última ­intervención parlamentaria en 1934 Francesc Cambó dijo: “No os hagáis ilusiones. Pasará este Parlamento, desaparecerán todos los partidos que están aquí representados, caerán regímenes, y el hecho vivo de Catalunya subsistirá”. Me quedo con la conllevancia civilizada, abierta, reivindicativa y constructiva.

Publicado en La Vanguardia el 16 de marzo de 2017

 

18 comentarios

  18 comments for “La conllevancia o la ruptura

  1. francis black
    17/03/2017 at 15:13

    Se han enrocado tanto todos que ahora todo les parece una renuncia. ¿Tendrían capacidad de someterse a un arbitraje ? Creo que el orgullo no les dejaría pero es una salida , desde Madrid igual dicen que los españoles no necesitamos a nadie para resolver nuestros problemas y desde Barcelona que el pueblo catalan es soberano y tiene que decir él.

  2. Salvador de Lleida
    17/03/2017 at 09:40

    El Sr. Francisco Perez de los Cobos ha dicho que el proceso soberanista catalan, no puede ser resuelto por el Tribunal Constitucional.
    Estoy de acuerdo.
    Pero no me cuadra con dicha afirmación, la actuación de de este Sr. durante los siete años que estuvo de presidente.
    Como mínimo le acuso de incoherente.

  3. Albert
    17/03/2017 at 07:32

    Sr. Foix : Como todos ya sabemos, España está en números rojos, endeudada hasta las cejas, debido y por culpa unicamente, de los corruptores y de los corrompibles corruptos.

    Estamos en quiebra y los políticos que gobiernan aunque no son corruptos, no pueden solucionar el gravisimo problema de endeudamiento, porque no tienen la colaboración necesaria y voluntaria, de todos los topos corruptos, introducidos aún en todo el sistema, con la voluntad dirigida esclusivamente, para medrar y enriquecerse fraudulentamente a costa del sistema.

    De paso falta talento ecléctico y aun también falta el controlar al controlador principal de las inversiones estatales en todas las grandes, medianas y pequeñas obras de infraestructura de todo el estado.

    Que es a donde se va el dinero a torrentes, vaciando la caja de recaudación fiscal cotizatoria, a donde ingresan los ciudadanos cotizantes.

    Este es el problema real y verdadero de España y de ningún modo Cataluña, sino la corrupción, presuntamente institucionalizada y no controlada.

    Con solo la ley,… no solucionaremos nada de nada,… sino con el talento ecléctico, … reconociendo la verdad, la realidad y buscando realmente una solucion honrosa, satisfactoria y beneficiosa para todos los ciudadanos.

  4. Olivia Solà
    17/03/2017 at 03:02

    Esto es de locos. Leí a un independentista acérrimo que decía: “Espanya ha de petar com ho va fer Yugoslavia x que no és una nació”…
    ¿Perdón? Cómo el resto de naciones y estados de Europa, ¿no?
    Resignada pero estamos bajando a niveles de miseria penosos . Faltan mèdicos, faltan profesionales en muchos campos; ya no viene nadie a trabajar aqui. ¿Iría yo a Euskadi con este grado de radicalización nacionalista e idiomática ? No, gracias.
    Sorprendida y decepcionada del nivel de idiotización de tantos conciudadanos. Nada que envidiar a USA y su Trump ni a UK y su “brexit”. Siempre podré decir que jo viví en una Cataluña “rica y plena” con una familia y una sociedad que sobrellevó las miserias de la década 30-40 del siglo XX , que no me las transmitió y que me dió una existencia feliz.
    Mis hijos y nietos no podràn decir lo mismo de nuestra generación porque no se puede justificar lo que estamos viviendo.

  5. Ramon
    16/03/2017 at 19:57

    Es necesario, es de sentido común, no engañar con los riesgos, ya hemos visto que ha pasado en las precipitaciones del Brexit, y en ciertas votaciones en otros paises.
    Si algo cuesta encontrar son estudios que ponderen bien el riesgo, ventajas e inconvenientes, costes, años necesarios para la recuperación, costes reales de las estructuras, nuevas instituciones.
    No es imposible, pero en un escenario actual con elevado endeudamiento, con bajo apoyo a todos los politicos, con muchos temas oscuros y manipulados , seguir por esta senda no es aconsejable.
    La opción sensata es el federalismo, bien probado en otros paises, que supone menos riesgo y mas cordura y entendimiento por las partes.

    • 17/03/2017 at 09:54

      No existen las soluciones milagrosas Ramón…pero muchas personas se lo creen de buena fe…

  6. Rosamaria
    16/03/2017 at 19:33

    La consulta no serà acceptada per la comunitat internacional , Sr. Foix ? n’ està ben segur d’això o és la mateixa cançoneta de sempre? Si la majoria del Parlament català ( majoria independentista escollida pels catalans a les urnes) pren una decisió i la resposta a aquesta decisió per part del govern espanyol és un estat de setge o una suspensió de l’autonomia o la destitució en plè d’uns càrrecs electes….quina creu que serà la resposta per part d’Europa ??..

    Catalunya a la intempèrie ? fragmetada? frustada ?

    Quins càlculs de riscs hem de fer ?? de risc per a qui ??… potser del risc que corre España de perdre el 20 % del seu PIB ??

    ” Conllevancia” :
    (sobrellevar; soportar) endurar; suportar.
    2 (ayudar a llevar) portar; entendre.
    3 (implicar) comportar; implicar.

    No són aquests els significats que jo atribueixo a un “estat de dret” i democràtic. Prefereixo ” acords justos per a totes les parts.

    Si no és així, definitivament prefereixo la ruptura.

    • francis black
      16/03/2017 at 20:27

      No te enfades, es sólo un blog. Se te nota muy enfadada. Todo son opiniones, aquí no se decide nada.

      • Rosamaria
        17/03/2017 at 08:43

        Enfadada no., francis, …harta, si.

        • francis black
          17/03/2017 at 09:32

          Pues va para largo, en mi opinion hay que distanciarse con estos temas políticos. Dejas de fijarte seis meses y cuando vuelves siguen igual.

          • Rosamaria
            17/03/2017 at 10:13

            siiiiii…. cierto !!! Ya lo hago de vez en cuando….por salud mental i física.

  7. Albert 2.
    16/03/2017 at 17:53

    Doncs jo crec que si l’Estat espanyol tingues la valentia de convocar un referèndum, A Catalunya guanyaria el NO. El problema és que falta aquesta “valentia” a l’anglesa. Falta de tradició democràtica?

    I per què no un referèndum a nivell de tot l’Estat? Quan entendrà la classe política (que no la cituadana) que per damunt de tot el mandat que el poble els ha donat és perquè transaccionin, parlamentin i arribin a acords….

    La història d’Espanya, en quan a Catalunya, evidencia que a excepció petits parèntesis de “conllevancia” és la de sotmetre, enlloc de la de seduïr; és la de imposar enlloc de la de pactar; és la de vèncer, enlloc de la de convèncer…….

    I així anem.

    • Albert
      16/03/2017 at 19:27

      Albert 2, la teva resposta está recolçada per la llògica i el que dius es la pura realitat demostrada a tot el llarg dels temps.

  8. Desiderio de Sota
    16/03/2017 at 16:53

    Pues va a ser que no. Desde lo de Cambó en 1934 ha pasado de todo. No menos una guerra, miles de represalias, entre ellos un presidente de la Generalitat (y uno del Barça) fusilados, 40 años de incuría y otros 40 de camelos, más los insultos, los cepillados de estatut y el “déficit” fiscal o como quieran llamarlo. No queda nada por “conllevar” porque así se lo van llevando todo y devolviendo nada. O, por lo menos, esa es la sensación. Hay miles o millones de catalanes que hace tiempo que ya han desconectado. Dénse un paseo por Solsona, Berga, Tremp o Montblanc y encuéntrenme un españolista que no sea fan del Real Madrid, que puede haberlo.
    Senyor Foix, no me parece que haya “prisas catalanas”; ya va para seis años de manis multitudinarias. Y una eternidad en espera del Corredor mediterráneo.
    El reconocimiento internacional lo están dando Amazon, Lidl, Volkswagen por un lado y Puig (Carolina Herrera y demás) y Mango por este lado.
    Los españoles catalanes están bien en Catalunya porque aquí se les trata como catalanes. Lo malo es que el estado central también los trata como catalanes. A ver que van a votar en el referendum.

  9. Albert
    16/03/2017 at 13:16

    Sr. Foix: ” La conllevancia o la ruptura “… ” Me quedo con la conllevancia civilizada, abierta, reinvicativa y constructiva. ”

    Que triunfe pues, por una vez, el talento eclíptico entre españoles castellanos y españoles catalanes, en beneficio, interés, provecho y respeto de la dignidad humana personal y de todos juntos. No olvidemos que el estado ( gobierno y ayuntamientos ) no debe ser tan voraz en la recaudación fiscal sumada y repetida.

    • Albert
      16/03/2017 at 13:27

      P.D. Corrección de error involuntario. Donde dice…” talento eclíptico ” … quise decir …. talento ecléctico…

    • 17/03/2017 at 12:30

      Albert,con esta gran voracidad, el Estado, acabará por deborarse a si mismo…al tiempo

      • Albert
        17/03/2017 at 21:08

        BartoloméC, ciertamente.

        Dicho esto se me ocurre preguntarme …¿ Esta gran voracidad del estado, presuntamente viene provocada por la enfermedad de la corruptosis endémica, que se ha contagiado a todo el sistema institucionalmente ? … ¡ Me pregunto… ó es que estoy soñando y no es verdad que cuando despierte, tendremos todos los cotizantes, el deber de pagar a nuestro cargo, todo el despilfarro del dinero voracitado !

        ¡ Que mierda de corruptosis endémica tan institucionalizada !

Comments are closed.