La gran tormenta y la confusión

Mariano Rajoy no domina el escenario. Como tampoco lo controlaba Rodríguez Zapatero. Promesas importantes de la campaña electoral se están quebrando casi cada semana. La de hoy ha ido a cargo del ministro de Economía, Luis de Guindos, anunciando que el IVA y los impuestos especiales van a subir en 2013.

Instantánea de una gran tormenta

Estaba cantado. Las cuentas pueden cuadrar a martillazos. Pero no cuadran si son vigiladas y auditadas por la troika compuesta por El Banco Central Europeo, la Comisión Europea y el Fondo Monetario Internacional.

Ha sido una semana en la que el gobierno ha arrojado confusión sobre la opinión pública. Cuando un político habla de que la comunicación está fallando o es deficiente, el problema no está en los medios de comunicación sino en quien hace estas afirmaciones. El mensajero no suele ser el culpable cuando el ciudadano percibe que las cosas no se gestionan bien.

La ministra de Sanidad, Ana Mato, se hizo un lío al presentar los recortes de su departamento. Luego se anunciaron unos ajustes de diez mil millones en Educación y Sanidad, que el gobierno de Artur Mas dijo que era una cifra maquillada y que, de verdad, sólo afectaba a un diez por ciento de los recortes anunciados.

Rajoy se encuentra con las contradicciones, voluntarias o involuntarias, de dos ministros clave, el de Economía y el de Hacienda. No piensan lo mismo sobre cómo salir de la crisis y las diferencias llegan a la mesa del presidente que luego llama a Soraya Sáenz de Santamaría que tampoco sabe cómo salir de la crisis.

Lo cierto es que el paro ha subido en el primer trimestre, subirá en el segundo y, según el informe que Luís de Guindos presentará en Bruselas la semana siguiente un plan que contempla mayor paro en 2015 que en 2011.

El problema es de una gran confusión. en el gobierno de Madrid, en Berlín, en Roma, en París y en todas las capitales europeas. Gran Bretaña entró el miércoles en el club de la recesión. El crecimiento de Alemania está a la baja.

Aquí podemos discutir sobre modelos, responsabilidades, reformas territoriales o privatización de servicios públicos. Lo que inquieta es que no hay un diagnóstico seguro y tampoco terapias adecuadas. La austeridad decretada por Ángela Merkel cada día tiene más adversarios en toda Europa. El candidato Hollande, si gana las presidenciales en Francia, puede ser un contrapeso a la obstinada política de austeridad de Ángela Merkel. La política decretada por Alemania empeora la situación económica y social en cada uno de los países europeos. Incluso en la estable y laboriosa Holanda ha caído el gobierno debido a las políticas de austeridad.

No quiero ser alarmista. Pero tengo la sensación de que estamos ante una gran tormenta que se avecina y que puede causar graves daños. Veo los nubarrones que se acercan, noto el olor del granizo que golpea a lo lejos, el viento que se arremolina en forma de tornados, un tsunami que hay que evitar a todo trance encontrando espacios seguros, sólidos, para no ser arrastrados por la tempestad.

8 comentarios

  8 comments for “La gran tormenta y la confusión

  1. zair
    29/04/2012 at 12:49

    Insisto, Julia: hace falta valentía para estar hoy en política. Agradezco a los políticos de primera línea que quieran trabajar en ese ámbito. Siempre hay o habrá alguna oveja negra en el colectivo. Que los ciudadanos hemos de exigirles que resuelvan las cosas, que den ejemplo, y … otras cuestiones,¡sin duda!

  2. zair
    28/04/2012 at 07:56

    Desde mi punto de vista sí que hay un diagnóstico de la economía del estado español. Es cierto que en el contexto que se encontrarón oculto los del PP y el que después se ha ido configurando es para correr y correr sin parar. Como en una familia cuando se gasta más que se tiene: hipotecas (antes), mal humor, prisas, desacuerdos, etc. ¡Pobre gobierno del PP! Hace falta valor, ganas, etc… para estar gobernando. Desde luego, siendo registrador (sr. Rajoy) es para irse a su casa y vivir tranquilamente, y no,ahora y antes está dando su tiempo, la cara, etc.etc. Es fácil ver los toros pero no entrar al ruedo.

    Sin duda, nos vendrá bien ir quitando «escamas» de nuestra vida personal y social; no presumir tanto de lo que tenemos y de falsas apariencias. Ya era hora de ver la vida como algo transitorio, lo mejor posible, pero sin tanto «tengo, tengo». Ojalá que esta situación no deseable por el sufrimeinto que conlleva, pase pronto y todos y cada uno podamos tener lo básico, sabiendo que cada persona, familia es un mundo. Podríamos empezar cada uno a poner de nuestra parte «algo», sin ruido de palabras, que ayude a remediar lo que vemos a nuestro alrededor o en otros contextos sociales.

    • Julia
      28/04/2012 at 12:15

      Los registradores y notarios están padeciendo la crisis igual que todo el mundo, algunos de forma muy seria, si Rajoy ganase más como registrador ya habria vuelto al cargo. Si el diagnóstico es que las cosas están mal es que vamos por mal camino, un diagnóstico es saber la enfermedad, no que el paciente se encuentra mal, sin saber la enfermedad que tiene una mal se puede poner remedio. Yo ya más escamas no me puedo quitar, una llega un punto que ve que padece lo peor de la situación, pero que no he tenido ninguna de las ventajas y por ahí no paso.

  3. 27/04/2012 at 21:25

    Sr.Foix: El diagnóstico es que no hay diagnóstico, la canciller Merkel nos receta una dieta severa a base de aceite de ricino, cuando la realidad es que necesitamos un reconstituyente vitamínico ya que no nos tenemos en pie, vamos…que estamos sedientos y secos y nos receta polvorones…
    Insisto de nuevo Sr.Foix y disculpe que sea pesado, para generar empleo y riqueza, es preciso que busquen y apoyen a personas con esa capacidad.

  4. Raymond Borraz, Francia
    27/04/2012 at 19:45

    Vive le système capitaliste !

  5. anibal
    27/04/2012 at 19:02

    «Aquí podemos discutir sobre modelos, responsabilidades, reformas territoriales o privatización de servicios públicos. Lo que inquieta es que no hay un diagnóstico seguro y tampoco terapias adecuadas.» Si Ud. no acuerda con los diagnosticos ni con las terapias ni con los médicos, es porque todavía no se puesto a mirar en serio sobre los efectos. Si se observara que lo unico por lo que estan los gobiernos es para buscar la felicidad de los pueblos, coincidirá conmigo que este gobierno ha perdido legitimidad. Ningun gobierno que se precie va a encontrar en el hambre y la desdicha de su pueblo la solución a los problemas que lo acorralan. Es una politica con ausencia de pensamiento y de realismo.

  6. PYNS
    27/04/2012 at 18:58

    No soy nadie cualificado para desmentir a muchos sabios, pero esta claro que los recortes no crean empleo, que la subida del iva no crea empleo… que la austeridad ayuda a dar una imagen de seriedad y de eficiencia contable, pero … tampoco crea empleo.
    Me gustaría utilizar y aprovechar la influencia de las redes sociales para ampliar el debate: ¿ No es mejor estar vivos con un poco de inflación que yertos bajo el peso de la ortodoxia?
    Me da igual si los Bancos han abusado o no ( ya se les exigiran cuentas, lo que ahora procede es que el BCE actue como banco de ultimo recurso, e inyecte a mansalva dinero en los mercados. Que se lo queden los bancos para sanerase, bueno (ya se les exigiran cuentas) pero que se siga inyectando el dinero hasta que llegue al ciudadano, y que pueda empezar a comprar y las empresas puedan empezar a producir los que se compre. Solo así nos salvaremos.
    Aunque la cura de la inflacion nos maniate luego mucños años…. siempre serán menos que los que se precisarán para que resucitemos

Comments are closed.