Dos mundos blindados

Rajoy y Mas en un encuentro reciente

Rajoy y Mas en un encuentro reciente

Hoy por hoy no hay fusible. Dos mundos se dirigen al enfrentamiento sin que intermediarios conocidos estén trabajando para evitar el choque. En todo los conflictos hay una línea de comunicación que no se rompe, por muy delgada y frágil que sea, dispuesta siempre a llegar a un acuerdo. Rajoy no se mueve y Oriol Junqueras tampoco. Digo Oriol Junqueras porque es quien ayer invocó la desobediencia civil, a lo Martin Luther King, y quien determina la política del Govern respecto a la votación del 9 de noviembre. El president Mas dejó de tener autonomía política la misma noche que perdió doce escaños y, a pesar de todo, decidió seguir al frente del Govern como si hubiera obtenido aquella mayoría «excepcional» que había pedido en las elecciones del 2012.

Un gobierno sin mayoría parlamentaria se debe a los socios que le dan apoyo, explícito o implícito, para las líneas maestras de su programa y para cualquier petición que venga del que impone las reglas de juego. Junqueras, ciertamente, está jugando con inteligencia su baza política que consiste en que se vote el día 9 de noviembre, sea o no dentro de los parámetros legales. El president Mas es un mero instrumento de la sagacidad política de Junqueras, que ha conseguido mandar en el Govern y, al mismo tiempo, ser proclamado líder de la oposición. Insólito en Occidente.

Aunque sea un poco tarde, convendría que saliera algún Amadeu Hurtado, que nos cuenta en su dietario del 29 de julio al 15 de septiembre de 1934, Abans del sis d’octubre, sus esfuerzos para evitar el desastre del 6 de octubre. El Gobierno Samper quería salvar la cara y el Govern Companys, también. Pero no hubo manera. Se retocaban algunos aspectos, nada sustanciales, de la Llei de Contractes de Conreus, de tal manera que todo quedara igual en lo fundamental cambiando algunos puntos del redactado.

Hurtado llega a Barcelona con la solución y Companys no quiere saber nada. «Los rebré a tiros, si convé«, le espeta al abogado mediador. El resto es historia sabida. Todo paralelismo entre hoy y hace ochenta años es inútil. Pero es parecida la actitud de los dos gobiernos en no ceder ni un gramo en sus posicionamientos.

Rajoy nos dice que tiene preparadas todas las medidas necesarias para impedir la consulta. No sabemos de qué se trata ni cómo utilizará los instrumentos del Estado para la prohibición. ¿Habrá fuerza? ¿Suspenderá la autonomía? ¿Inhabilitará al president y a su gobierno? Ninguna de estas opciones es deseable. Ni para España ni para Catalunya. En su día expresé la opinión de que si Rajoy hubiera pactado con Mas la celebración de un referéndum hace dos años se habría podido clarificar la situación mucho antes y no habríamos llegado a la construcción de dos mundos que no desean siquiera encontrar un punto de encuentro.

Estos dos planos contrapuestos se observan a diario siguiendo las televisiones con sede en Madrid y la televisión oficial catalana. Lo que se decía ayer por la mañana en TV3 y la euforia con que se desgranaban los más pequeños detalles sobre las consecuencias de la confesión de Jordi Pujol daban la impresión de que la conciliación es imposible. La novedad respecto a tiempos pasados en cuanto al ya viejo conflicto entre España y Catalunya es que la propaganda no la hacen solamente los gobiernos, sino que la realizan miles, quizás millones, de ciudadanos que han abierto una brecha en el debate público que está cambiando las relaciones entre gobernantes y gobernados.

El president Mas da síntomas de cansancio político y de querer encontrar una salida en el actual clima de enfrentamiento. Pero Oriol Junqueras o alguien en su nombre sale apresurado para sostenerle con las muletas de la consulta. El lunes decía Mas que de qué serviría una Catalunya independiente si no la reconociera nadie. Una pregunta que seguramente muchos catalanes se formulan al ver que el aislamiento internacional de Artur Mas es un hecho incuestionable. Se dirija donde se dirija, hable con quien hable, no recibe ni una palabra de aliento de la Unión Europea, de los grandes o pequeños estados europeos, de Estados Unidos, de Rusia, China o Israel. No creo que el vínculo del Barça con Qatar sea de gran utilidad en estos momentos.

Vivir en un país en el que a mediados de septiembre no se sepa aproximadamente lo que va a ocurrir el día de Año Nuevo no es tranquilizador. Y menos si los puentes entre las dos posiciones son intransitables o están rotos.

No se trata de recuperar tópicos como las vías tercera o cuarta. Es más bien cuestión de imponer la vía escocesa, que pasa por el pacto previo que ha conducido al debate que estamos contemplando estos días desde Edimburgo y Londres. Cuando el 18 de septiembre del año pasado el presidente Rajoy leyó en los periódicos que se había acordado sin su conocimiento fecha y pregunta en Catalunya, no cabía esperar la mano tendida. Los portazos tienen siempre consecuencias inesperadas, tanto en la vida civil como en la política.

El llamado proceso se ha cobrado ya bastantes víctimas en campos muy variados. La última de ellas, quizás la de más calado social, político y moral, es la del expresidente Pujol, que no puede ni salir de su casa y prepara su defensa como consecuencia de su insólita confesión.

Publicado en La Vanguardia el 10 de setiembre de 2014

14 comentarios

  14 comments for “Dos mundos blindados

  1. Fernando
    11/09/2014 at 16:19

    Creo, señor Foix, que el problema no es el acuerdo o no sobre una consulta en Cataluña; es un problema de soberanía que la misma Constitución aclara y que el Parlamento Español ya ha votado. Aceptar una consulta en Cataluña, es aceptar que la capacidad para segregar España no está en los españoles, sino en los diferentes pueblos que así lo deseen. El problema no es baladí, sobre todo cuando el Parlamento Español ya ha votado en contra de de esa posibilidad. No sé si el nacionalismo catalán estaría dispuesto a aceptar que una provincia, porque ella lo desee y sin contar con los demás, deje de ser catalana.
    ¿Por qué el nacionalismo catalán, al igual que cualquier nacionalismo periférico, no se quiere someter a las normas españolas? ¿Por qué, quienes no son nacionalista y piensan que Cataluña es España, han de someterse a las aspiraciones de aquellos?

  2. Jordi P
    11/09/2014 at 11:17

    Dos idees del Sr. Foix que donen a entendre que la culpa del xoc de trens és del Sr. Rajoy:
    1. «En su día expresé la opinión de que si Rajoy hubiera pactado con Mas la celebración de un referéndum hace dos años se habría podido clarificar la situación mucho antes y no habríamos llegado a la construcción de dos mundos que no desean siquiera encontrar un punto de encuentro».
    2. «No se trata de recuperar tópicos como las vías tercera o cuarta. Es más bien cuestión de imponer la vía escocesa, que pasa por el pacto previo que ha conducido al debate que estamos contemplando estos días desde Edimburgo y Londres».
    El Sr. Rajoy no ha volgut dialogar mai. Ha actuat amb la prepotència característica de Castella. El xoc de trens es inevitable: el diàleg contra el dogma.

  3. Albert
    11/09/2014 at 11:11

    Sr. Foix: Pienso que el problema de los ciudadanos de Cataluña es exactamente el mismo, que el problema que tambien tienen, el resto de todos los ciudadanos de España. Aparte de que la lengua catalana es vital para los catalanes de igual manera que lo es la castellana ( Alias española ).

    Para los ciudadanos actuales de Cataluña no es tema de conversación, tanto en la calle como en familia, el tema del » derecho a votar ó elegir . » de cara a la Independencia » Si ó No. Esta es la pura verdad.

    Si es tema de preocupación y conversación tanto en la calle como en familia el…» Desamparo por el paro, el sin ingresos, y muchos el sin vivienda, ect. ect. » … Congelación ó bajada de salarios, quite de pagas extras y privilegios, ect. subida desproporcionada ó exagerada de impuestos de todas clases y de todos los organismos estatales, más el impuesto del IRPF, ect. más la subida del IVA,

    Más la subida exagerada del Agua, del Gas, de la Electricidad, del Combustible, gasolina, gaoil, ect.

    Lomismito que preocupa a toido elresto de ciudadanos españoles que no van de Bar y de Cenas ni hacen Peix al Cobe.

    Lo que menos preocupa o casi nada, es la no actuación y el no dialogo del aun honorable Sr.Mariano Rajoy y el aun honorable Presidente de la Generalitat de Cataluña Sr. Artur Mas….Porque no estan por el tema principal…

    Adios Sr. Rajoy… adios Sr. Mas…Adios Sr. Junqueras

    Al buen entendedor…

    • Albert
      11/09/2014 at 23:45

      P.D. Pienso que el honorable Don M R, es más un político que un estadista.

      Porque si fuera un verdadero estadista sabría interpretar el porque Cataluña se ha visto avocada a querer independizarse y al mismo tiempo sabría ver e idear, con su talento, una solución para convencer y evitarlo, en beneficio y satisfacción de todos los españoles, incluidos los catalanes.

      La solución existe y es honorable pero…

      Y en cambio ahora toda la responsabilidad la tiene el Honorable.

  4. José A. García
    10/09/2014 at 22:37

    Parece que las líneas que se han cruzado no se pueden volver a traspasar en sentido contrario para iniciar el diálogo perdido. Cuando la decisión política se traslada a la acción de las masas (pueblo) estamos en manos de un cuerpo de decisión que no es la simple suma del pensamiento de los individuos de esa masa. Por una parte, un movimiento popular se genera por unas causas objetivas que perjudican su bienestar y, en ellas se legitima la acción de una élite dirigente que organiza y prepara las etapas de ese proceso, y que se presenta como aglutinadora pero no directora del movimiento. Sin embargo, los acontecimientos conducen a que alguien deba tomar decisiones, y algunas no pueden ser votadas: por ejemplo, la de la desobediencia que no se puede votar por la logística que implica. A ella se deben sumar las personas de modo individual (o grupal) y exige un soporte solidario si se requiriese para hacer frente a las sanciones del oponente a esa desobediencia. A partir de un momento la situación generada está fuera de control de la élite (o puede estarlo); por ejemplo, en el caso de la India Gandhi nunca aceptó la separación de Pakistán de lo que hoy es India (no deseaba la separación entre musulmanes e hindúes que ha conducido a una situación inestable enorme), en otros casos el famoso Brumario de la revolución francesa (si no estoy errado).

    Disculpen este rollo, simplemente que en una recta podemos ir muy rápido pero al llegar a la curva debemos frenar y procurar no salirnos de la calzada. Si vivimos en una injusticia que ofende la dignidad humana inviolable (esclavitud, injusticia social, hambre, opresión…), haremos bien en rebelarnos; pero no para seguir viviendo en esa misma injusticia con otro nombre.

  5. 10/09/2014 at 17:59

    Espléndido análisis de la situación que nos embarga, Sr. Foix.
    Agradecido por su clarividencia, le saluda cordialmente

    J. M. Caparrós Lera
    Catedrático de Historia Contemporánea
    Universitat de Barcelona

  6. dogbert
    10/09/2014 at 16:47

    Botin ha fallecido,qepd, Oliu del Sabadell se ha caido del caballo y se ha roto la clavicula y mas e Isidoro Alvarez de El Corte Ingles ha sido ingresado de urgencias.
    Con tal de no acudir a la gran V de mañana, son capaces de todo.

  7. Rosamaria
    10/09/2014 at 14:27

    La única veu vàlida, o la única que hauria de ser vàlida, serà la que tots sentirem demà als carrers de Barcelona.

    la resta, Sr. Foix, són interessos de poder.

    • francis black
      10/09/2014 at 15:42

      Las manifestaciones están bien pero no son representativas hay que hacer fórmulas más serias.Una mala lectura de una manifestación ha destrozado la carrera de Mas y la vida de Pujol.

      • dogbert
        10/09/2014 at 17:09

        Francis estoy de acuerdo contigo. La cosa no esta (solo) para manifestaciones, selfies, moreno de platjeta, macuto, senyera y estelada.
        En cuanto a los dos personajes que mencionas uno es perdedor nato y el otro el embustero mayor. Ellos y todos los de su quinta, simplemente tienen que desaparecer de la vida politica.

  8. francis black
    10/09/2014 at 13:06

    A ver que pasa…yo creo que en febrero hay elecciones sin Mas de candidato.

    • dogbert
      10/09/2014 at 16:50

      Febrero esta bien, mes de carnavales.

  9. dogbert
    10/09/2014 at 12:32

    El ciudadano Pujol nos dice el Sr. Foix es una de las victimas del «proceso» (catalan)
    Se puede colegir que de no ser por el «proceso» el ciudadano Pujol estaria aun en el pedestal?
    Bienvenidos sean pues estos «procesos» si al menos sirven para desenmascarar a personajes a la postre nefastos para Catalunya.

  10. 10/09/2014 at 12:20

    Sr.Foix: hay dos guiones paralelos inamovibles que no hay forma de hacerlos converger…pero mientras tanto, la actividad socioeconómica se resiente y todo el mundo está a la espectativa…muchos planes y proyectos están en suspenso, a la espera de acontecimientos…esto es lo peor que puede ocurrir en un país…

Comments are closed.