Fracturas generacionales

Es pronto para hacer una estimación sobre los cambios que se han producido en el país y que se han traducido, de momento, en una nueva realidad política más fragmentada y con ­dificultades para algo tan sencillo hasta ahora como formar mayorías para gobernar.

¿Se ha producido una fractura generacional que se detecta en el fondo y en las formas de los nuevos actores en la gestión de la vida pública? A primera vista, así parece.

Los días de dolor y emoción que vivió Francia después de los atentados del 13 de noviembre mostraron un patriotismo a golpe de La marsellesa que tuvo su culminación en la sesión conjunta de la Asamblea y el Senado que se celebró en el acto solemne en el palacio de Versalles. Centenares de diputados y senadores electos también cantaron La marsellesa después del discurso del presidente Hollande. Todos con traje oscuro, camisa blanca y corbata. Las formas no se pierden.

Francia padece la misma crisis y la sociedad está igual dividida que la nuestra. Pero su clase política mantiene las formas, quizás porque sabe que es una manera de maquillar los latidos del descontento que se producen en su interior.

La formalidad de París contrasta con el atrezo de las camisetas, las coletas, sandalias y demás vestimentas que exhiben los jóvenes que han formado partidos políticos que son decisivos para hacer o deshacer gobiernos. Las formalidades tienen la importancia que tienen. Lo que cuenta es el mensaje con el que consiguen ganarse los votos de cientos de miles de personas.

Practican un discurso distinto, desinhibido, rompedor, reivindicativo y con un sentido revolucionario para cambiar las cosas y construir un orden nuevo. Al margen de que todo es muy viejo, lo cierto es que no se puede ignorar su fuerza en el ámbito político en el que nos moveremos en el año que empieza mañana.

Puede que el fenómeno sea pasajero o superficial. No se sabe. Lo que sí se puede afirmar es que es la plasmación de una sociedad que habla consigo misma en y desde las redes, al margen de las instituciones y gobiernos, y es capaz de movilizar a cientos de miles de personas para una manifestación y para convocarlas a las urnas.

Cuando la fuerza de las redes irrumpió de manera decisiva en las elecciones presidenciales del 2008 y dio la victoria a Barack Obama, una cierta manera de hacer política había cambiado. Hemos pasado de la sociedad demoscópica a la sociedad participativa, directa, desenfadada, que escruta los comportamientos de personas públicas sin pasar por ningún cedazo.

La corrupción no se ventila solamente en las comisiones de investigación. Llega debatida y asumida a todos los rincones de la sociedad. Esto puede ser el nuevo populismo. Sí. Sólo puede combatirse con una radical transparencia de todo lo público.

Publicado en La Vanguardia el 31 de diciembre de 2015

10 comentarios

  10 comments for “Fracturas generacionales

  1. dogbert
    02/01/2016 at 20:05

    Lo del ayuno en la Escola Pia del carrer de la Diputacio por parte de unas decenas de personas para influir en la CUP para que apoyen al astut para que pueda formar gobierno (es un decir) ya es el no va mas y seguro que al menos tendra efectos depurativos sobre los afectados, que falta hace en estos dias despues de que el tio esta cagant de tot.
    Ahora ya solo falta sacar en procesion a La Moreneta.
    Ser catalan hay que llevarlo cada dia con mas dioscrecion. Ciertamente somos un exotismo.

    • sip
      02/01/2016 at 21:41

      Buena propuesta Dogbert , a ver si cunde el ejemplo y proliferan ritos, ofrendas y plegarias para que los ruegos y súplicas de» MAs de lo mas» sean escuchados. Propongo a San Onofre contra el desaliento, y a SAn Expedito que ayuda en casos urgentes. Aunque yo creo que lo suyo sería a Santa Rita patrona de los imposibles. Todo ello ampliado al estado español tambien en situación complicada.

      Feliz año 2016 a todos los que frecuentan este blog.

  2. Salvador de Lleida
    02/01/2016 at 09:27

    Sr. Foix i companys del blog :
    Desitgo de cap i cor, un molt millor 2016.
    Endavant.
    Salvador.

  3. Jose A Garcia
    01/01/2016 at 19:36

    Feliz Año Nuevo a todos, así como al Sr. Foix.

  4. Àfrica
    01/01/2016 at 13:21

    «Sr.Foix: Si hoy en día existe «más conocimiento de la realidad global y local. Y, por lo tanto, más exigencia hacia las clases dirigentes», es debido en buena parte a Blogs como este, un Blog en el que Vd nos permite expresar libremente nuestras ideas y pensamientos sin la menor censura. Me sumo a los compañeros del Blog en los buenos deseos que manifiestan para estas fechas y lo hago extensivo para el resto del año. El gran cambio que está en marcha y que Vd nos augura, será posible gracias a los pequeños cambios que podamos aportar entre todos día a día.»

    Esto lo escribías,Bartolomé, el 22/12/2006. Me ha dado por recordar cuantos años hace que nos vamos felicitando en el blog de nuestro anfitrión……bufff…. Que por muchos años lo podamos renovar!!

    • 01/01/2016 at 17:57

      La verdad Àfrica es que parece que era ayer el 2015… en referencia al 2006 te diré que hace años que nuestro anfitrión el Sr.Foix, hizo una apuesta por el periodismo digital, fue el precursor junto a otro gran periodista como Txema Alegre, de La Vanguardia Digital…en su día este tipo de diarios se vió como una amenaza al diario en papel tradicional y ya se ha visto que ha sido una revolución en la forma de comunicación…que podamos seguir disfrutando de esta libertad de opinión muchos años, es un deseo que compartimos todos…gracias por el recuerdo y Feliz Año…

      • Àfrica
        01/01/2016 at 19:26

        Lo que no recuerdo es cuándo empezó como foixblog, antes era La libreta,no?….ay la memoria…

  5. Albert
    31/12/2015 at 21:24

    Sr. Foix: » Fracturas generacionales » …Si…Pienso que…es una fractura provocada por los grandes codiciosos corruptores que junto a los grandes panzancontentos frescales, toleran sin inmutarse lo más minimo que… millones de personas y familias vivan en el desamparo y la miseria. Provocada por aquellos que en conjunto han hipotecado nuestras vidas, el futuro de nuestros jovenes y también el de las generaciones venideras.

    De todas maneras os deseo y deseo que el año nuevo 2016, cambíe las coordenadas de la política de las gobernanzas para que ayuden a mejorar la vida de todos.

  6. 31/12/2015 at 21:09

    Sr.Foix: nosotros también le deseamos lo mejor para este 2016…basta con ver los WhatsApps que uno recibe y manda para darse cuenta de cómo han cambiado los tiempos, cambian las formas, las maneras y el estilismo…algo que ya ocurrió con la revolución francesa y ya vemos que seguimos siendo los mismos, con los mismos problemas por resolver, con las mismas dudas, las mismas incertidumbres de siempre…la transparencia de lo público hace tiempo que se la espera…lo dicho, Feliz Año Nuevo a todos…

  7. Francesc
    31/12/2015 at 20:50

    Buen año nuevo

Comments are closed.