Una pequeña gran victoria de Obama

El dramático rescate del capitán norteamericano Richard Phillips, secuestrado por los piratas somalíes en aguas del Índico, ha sido la primera pequeña gran victoria del presidente Obama en el campo militar.

Los presidentes suelen hacer gestos primerizos para mostrar su autoridad. Kennedy lo probó en la Bahía de los Cochinos para invadir Cuba y resultó un fiasco. Reagan se inventó una coalición internacional para echar un gobierno de marxista en Granada y consiguió su objetivo en 1983.

Tuvo éxito también la expedición ordenada por Clinton en Haiti aunque la que despachó a Somalia para que los alimentos llegaran a los somalíes sin ser interferidos por las facciones mafiosas, tuvo que suspenderse al morir una veintena de soldados americanos en el país del cuerno de África que todavía hoy vive en el caos y la miseria.

El capitan Phillips tuvo un gesto de grandeza al entregarse a los piratas somalíes con la condición de que el resto de la tripulación quedara libre. Pasaron varios días y el capitán seguía cautivo. Obama dió instrucciones para “utilizar la fuerza apropiada para salvar la vida del capitán”.

La V Flota del Índico se desplazó a las aguas que confluyen entre el Océano, el Mar Rojo y el Golfo de Adén. La operación alcanzó su objetivo. Se rescató al capitàn Phillips y se mataron a tres piratas. Hasta que no se completó el salvamento, no se supo que el presidente Obama estaba siguiendo en directo la acción de la flota.

Somalia es un país fallido, sin gobierno, sometido al caos y con una población hambrienta. Un grupo de piratas muy sofisticados burlan las grandes potencias navales que despachan pequeñas flotas para garantizar el libre paso de los barcos que transportan energía y mercancías. En los últimos tres años se han pagado cientos de millones de dólares en rescate de las tripulaciones secuestradas.

Los piratas no suelen matar. Sólo exigen fuertes sumas de dinero que luego exhiben con grandes coches y residencias lujosas en la costa del Índico. La ministra Chacón ha enviado un buque español a la zona. Francia y Gran Bretaña, también. Los piratas han amenazado con represalias apropiadas matando a rehenes.

No es una guerra seria sino una pugna por garantizar las leyes del mar. Pero la concentración de flotas en el estrecho de Ormuz será muy densa. La iniciativa de Obama ha salido bien. Pero la primera gran crisis está por venir. Y llegará.

7 comentarios

  7 comments for “Una pequeña gran victoria de Obama

  1. Anonymous
    15/04/2009 at 16:09

    Hoy Foix me ha dejado asustada, si aún tiene que llegar la primera gran crisis entonces salgo corriendo, pues eso asustada.

    (Margaret)

  2. Anonymous
    15/04/2009 at 15:43

    Nosotros como siempre, a verlas venir.

  3. Anonymous
    15/04/2009 at 13:53

    Nuevos enfoques de producción,nuevas formas de crecimiento,nuevo marketing, nuevas formas de financiación,mas innovación, colaboración p.por p. en estos factores están avanzando otros países, nosotros como siempre a remolque.

  4. Anonymous
    15/04/2009 at 13:50

    Obama vera bastantes mas empresas en el pozo antes de la recuperación, igual que en nuestro pais, van lentos en las acciones,bien por ineficacia, o bien porque ya saben que las empresas mas endeudadas quebraran, de un ciclo expansivo en exceso a la purga real. El sistema de endeudamiento mas endeudamiento, o apalancamiento excesivo,tiene sus limites, es la lección de esta crisis.

  5. Anonymous
    14/04/2009 at 11:11

    Fidel castro ya le ha dicho a Obama que se deje de regalos y que vaya al fondo del problema con Cuba, ya veremos que pasa.

    Un saludo, J.Vilá.

  6. Anonymous
    14/04/2009 at 08:44

    ///ENRIC///

    Por ahora Obama es solo humo, no ha hecho nada de nada, solo vender ilusión, pero con eso no se sale de la crisis.

  7. BartolomeC
    13/04/2009 at 19:41

    Sr.Foix: Espero que la fragata Numancia, destacada en la zona, tenga arreglados sus sistemas de aire acondicionado, en algunas misiones la tripulación tuvo que soportar temperaturas inhumanas en su interior. Esta victoria de Obama se ha visto empañada por su reverencia al rey saudí, es curioso que los que criticaron al ministro Piqué por su reverencia a Bush, callen ahora.

Comments are closed.