El ministro del cortar y pegar

Karl-Theodor zu Guttenberg era el ministro más popular, más atractivo y más fotografiado del gobierno de Angela Merkel. Es miembro de una familia noble de Franconia, está casado con una descendiente de Bismarck y a sus 40 años era ministro de Defensa alemán, con frecuentes visitas fotogénicas a Afganistán, desde octubre de 2009 al primero de marzo de 2011.

Karl Theodor zu guttenberg

Hasta el pasado 23 de febrero también era doctor. Ya no lo es al descubrirse que buena parte de su tesis había sido plagiada de fuentes no citadas. Angela Merkel lo intentó salvar como ministro diciendo que no le había elegido ministro de investigación. Pero la presión de los medios fue tan insistente que tuvo que dimitir. Admitió sus errores y abandonó el gobierno y su noble figura quedará asociada con la del ministro de “cortar y pegar”.

Militante de la CSU, la facción demócrata cristiana de Baviera, su padre es director de orquesta y su madre lleva el pomposo nombre de Christiane Henkell-von Ribbentrop. Casó con una tataranieta de Otto von Bismarck, el político que consiguió la unidad alemana en 1870. Todo esto le ha servido de poco al revelarse que había copiado en su tesis sobre la Constitución y Tratado Constitucional leída en la Universidad de Bayreuth.

No conozco los entresijos actuales de la política alemana como los describe Rafael Poch en sus crónicas de La Vanguardia. Pero he acudido al libro de Max Weber, El político y el científico, para establecer un paralelismo entre lo que le ha ocurrido a un ministro copión en Alemania y lo que está pasando en la Italia de Berlusconi.

Weber habla de la ética de la convicción y la ética de la responsabilidad. Dice que tenemos que ver con claridad que toda acción éticamente orientada puede ajustarse a dos máximas fundamentalmente opuestas entre sí e irremediablemente opuestas: puede orientarse conforme a la ética de la convicción o conforme a la ética de la responsabilidad. “No es que la ética de la convicción sea idéntica a la falta de responsabilidad, o la ética de la responsabilidad, a la falta de convicción… No se trata de esto”.

Cuando las consecuencias de una acción realizada conforme a una ética de convicción son malas, prosigue, quien las realizó no se siente responsable de ellas, sino que responsabiliza al mundo, a la estupidez de los hombres o a la voluntad de Dios que los hizo así. Quien actúa conforme a una ética de la responsabilidad no culpa a nadie sino que asume las consecuencias de sus actos.

La diferencia no es menor. Forma parte de la dinámica de la cultura democrática. Uno es libre de copiar parte de una tesis. Pero si se descubre tiene que asumir su responsabilidad y no puede estar más tiempo al frente de un ministerio como el de Defensa o de cualquier otro. Por muy noble que sea, por muy alta que sea su popularidad o por muy imprescindible que sea en un gobierno.

En definitiva, se trata de hacer de la política una profesión teniendo claro que no se puede vivir de la política sino para la política. En otras palabras, servir a los demás o servirse a uno mismo. En el segundo supuesto, es mejor no entrar en el noble e imprescindible servicio para la política.

  15 comentarios por “El ministro del cortar y pegar

  1. Cuando los socialistas llegan al poder es sólo cuestión de tiempo que aparezca el racionamiento de bienes y servicios, y si no nos dan a los españoles la cartilla familiar estilo años cuarenta es sólo porque en plena era digital existen otros mecanismos más avanzados para coaccionar a los ciudadanos.

    Zapatero ha aguantado casi siete años sin poner en marcha el programa de recorte de libertades en el consumo que caracteriza al socialismo, pero es solamente porque recibió un país saneado y hasta a él le ha llevado su tiempo acabar con la prosperidad acumulada por los Gobiernos de Aznar, que no es que fueran el epítome de la sagacidad política, pero al menos en economía hicieron una faena muy aseada.

    Esto de imponer a los ciudadanos todo un programa de restricciones, y además en parte improvisado como confesó Rubalcaba, es cosa de mucho progreso a lo que se ve, y raro es que “las gentes de la cultura” (sic) no hayan convocado ya un acto público de apoyo a la reducción del límite de velocidad en la autopista y a la sustitución de bombillas en las carreteras, las dos medidas estrella con que el Gobierno de Zapatero pretende solventar nuestra dependencia energética de los hidrocarburos. Debe ser que estamos en época de subvenciones y el culturamen anda muy ocupado.

    Como carecen del más mínimo sentido del ridículo, Zapatero y los ministros con competencias en la materia deciden por su cuenta cómo debe conducirse la sociedad para alcanzar un determinado objetivo que ellos mismos han fijado de antemano, ya sea la reducción del consumo de tabaco, de luz o de carburante. Naturalmente el problema que supuestamente quieren solucionar se agrava de forma dramática, porque resulta imposible que un grupo reducido de cerebros, aunque sean tan privilegiados como los de ZP, Pajín y Sebastián, pueda integrar los miles de millones de decisiones individuales que la sociedad entera genera a cada segundo y dar satisfacción a todas las necesidades que surgen constantemente, que no otra cosa es el mercado, a pesar de que los socialistas todavía crean que es una maquinaria aplastante dirigida por los especuladores, la judería internacional y el Papa de Roma.

    Es lícito que algún dirigente socialista pueda pensar que es más inteligente que la media de los ciudadanos cuyos destinos administra, pero lo que resulta una locura es que los ungidos progresistas pretendan conocer a los casi cincuenta millones de españoles mejor que ellos mismos y los traten como a deficientes mentales necesitados de tutela. Esto ya no es la “fatal arrogancia” contra la que nos previno Hayek, esto es ya una chulería de ZP y sus muchachos. Y encima carísima, ya lo verán.

    Pablo Molina es miembro del Instituto Juan de Mariana.

    Nota: El autor autoriza a todo aquel que quiera hacerlo, incluidas las empresas de press-clipping, a reproducir este artículo, con la condición de que se cite a Libertad Digital como sitio original de publicación. Además, niega a la FAPE o cualquier otra entidad la autoridad para cobrar a las citadas compañías o cualquier otra persona o entidad por dichas reproducciones.

  2. Bueno, sobre el corta y pega habría mucho que hablar, hay por esos mundos periodistas que han sido acusados de plagio de forma directa, que se limitan al corta y pega y siguen tan panchos.

  3. Amic lluís: PAU i BÉ. Com llegim a l’Evangeli: no hem vingut al món per a ser servits, ni menys per a servir-nos dels altres, sinó per a SERVIR a tots. Coherència – Responsabilitat – Reconèixer els errors i esmenar-los- encara que això ens porti a dimitir- és de savis i de cristians. Bon llarg cap de setmana. Josep

  4. Se me ocurre pensar que el progreso creativo dentro de la mente del ser humano ha estado siempre basado en copiar de otro algo ó alguna cosa. Otra caso es, copiar integramente y atribuirse el mérito.

    Y a partir de allí recrearlo y mejorarlo. Pongamos por ejemplo el invento de la Telegrafía, el telefono, la radio y la Televisión.

    Es evidente que todo ha cambiado muchísimo desde el invento de la teléfono hasta llegar a la Televisión e Internet y sus prestaciones actuales. Hoy día existe una larga lista de inventos hechos a partir de aquel primer invento del Telefono hasta llegar a nuestros días. Ahora tenemos el telefono movil, con retransmisión textos, palabras e imagenes instantaneamente a todo el mundo.

    Miles y miles de inventos han sido copiados y reinventados continuamente hasta llegar a la perfección de los inventos de hoy en día.

    Y todo ello ha sido logrado copiando, mejorando y reinventando.

    En cambio otra cosa es estafar y copiar integramente una cosa inventada ó un texto ó tésis y atribuirselo como original.

    • P.D. En mi opinión el copiar es innato al ser humano. Empezamos ya desde que nacemos copiando el habla, los gestos, las actitudes, el comportamiento y todo lo que vemos a nuestro alrededor.

      Y los animales hacen lo mismo. No inventan pero si que copian lo que pueden y que está a su alcance el hacerlo.

  5. Si el Teodoro en cuestion ya era tan viajado y famoso y fotografiado y ministro y demas para que cogne se metio en tesis doctorales copiadas? Por una cuestion de prepotencia de sentirse impune, de añadirse lustre? vaya Vd. a saber, “idiot des afters” es una mejorable traduccion al aleman de nuestro “tonto del culo”. En la cuadriculada y luterana Alemania tambien hay autenticos gilipollas, lo siento pero de este palabro no tengo traduccion, porque los fidedignos gilis pata negra se crian mas y mejor entre las clases politicas del Sur de Europa en donde disfrutamos por ejemplo en las españas de autenticos campeones, no hago una lista aproximativa para no fundir el ordenador.

  6. Sr.Foix: A menudo y con asombro, vemos que resulta muy sencillo eludir las responsabilidades, pero cada día es más evidente que a los gobernantes les va a ser imposible de todo punto eludir las consecuencias de haber eludido esas responsabilidades.
    Sobre el ministro Karl T.Guttenberg comentarle que parecía claro, que con ese apellido de ilustre impresor, estaba predestinado a copiar cuantos escritos se le pusiesen por delante, doctorado incluido…

    • Bartolomé, el tal Gutemberg es uno de tantos listillos que se han creido por encima de todos, algo que también ocurre en nuestro país y más a menudo de lo que parece.

  7. A mi no me parece una nimiedad presentar una tesis doctoral copiada, y me parece causa más que suficiente para pedir la dimisión de un ministro. Si alguien obtiene sus títulos de manera fraudulenta o falsifica su curriculum, ¿quién puede esperar que se comporte de manera honesta al frente de un ministerio? (Recuérdese el caso Roldán).

  8. Copiar ó plagiar esta mal hecho. Y aprovecharse de ello es peor.

    Pero pienso que el ser humano ha hecho cosas mucho peores. Como por ejemplo bombardear ciudades y a sus habitantes.

    Por cierto que Barcelona fué la primera ciudad del mundo en ser bombardeada desde el aire y también desde el mar .

    Y luego le siguio Guerníca.

    Y a partir de ahi, lo copiaron y ya puestos siguieron muchas otras ciudades y capitales de Europa y del mundo.

    Lo del dictador Gaddafi es una criminalidad que se incluye junto a las otras de otros dictadores muy conocidos. Y también agasajados previamente por los demás demócratas de otras gobernancias.

    El ser humano es así. No nos gusta pero hemos de tragarlo.

  9. Aunque sea grave copiar fragmentos para redactar una tesis doctoral y ello implique que el responsable pague de alguna manera, resulta sorprendente ver que por una nimiedad así dimita un ministro en Alemania mientras por asuntos de corrupción en España e Italia no dimita ni Dios.

    • Es muy curioso que en España decisiones que estan llevando a muchas familias a pasarlas canutas, no existan responsabilidades…deberemos esperar un cable de WL ? deberemos esperar que toque cuando los periodistas de los medios de comunicación oficiales asi lo indiquen..

      “Hay que buscar la verdad y no la razón de las cosas. Y la verdad se busca con humildad”
      Miguel de Unamuno

    • Es que Dios no copió, creó. Y tanto aquí como en Italia, los políticos se creen dioses.Así de sencillo.

Comentarios cerrados.