La normalidad del miedo en París

Homenaje a los caídos en los atentados gijadistas del 13 de noviembre

Homenaje a los caídos en los atentados gijadistas del 13 de noviembre en París

París y Europa entera están recuperando la normalidad que consiste en vivir con miedo y simular que no pasa nada. Francia está en guerra contra el Estado Islámico después de los 129 asesinados en la noche del pasado viernes.

El presidente Hollande se ha dirigido a las dos Cámaras en Versalles para insistir en que los ataques aéreos contra los jihadistas seguirían con más intensidad. Ha pedido la reunión del Consejo de Seguridad de la ONU y prepara una reunión con Barack Obama y Vladimir Putin. Ha despachado el portaaviones Charles De Gaulle hacia el Mediterráneo oriental.

Fue un discurso bravo y agresivo contra los terroristas que han golpeado el ánimo de Francia y de Europa. Todo el mundo, desde los políticos a los deportistas, se han identificado con la bandera tricolor y con La Marsellesa. Es la hora del dolor y de la ira contenida. El presidente Hollande tiene un amplio margen de maniobra.

Pero necesita la aprobación de reformas constitucionales que le permitan combatir con más eficacia el terrorismo. El estado de emergencia se prolongará durante tres meses. Después del duro golpe vendrá la realidad que no es otra que un recorte de las libertades para proteger la seguridad.

El viejo dilema entre estos dos conceptos muy valorados por las sociedades democráticas se plantea en Francia con toda crudeza a favor de la seguridad. Se vivió en Estados Unidos y en el mundo occidental después del 11 de septiembre de 2001. Ahora se activa nuevamente en Francia.

La suerte de los millares de refugiados sirios perdidos por carreteras y senderos de Europa central puede ser desdichada. Ha bastado que se difundiera la confusa noticia de que uno de los que participaron en la matanza de París entró con los refugiados sirios para que toda la política sobre los que huyen del hambre, la guerra y la persecución, entrara en revisión. Hollande sólo permitirá el asilo a aquellos que puedan acreditar esa condición. El resto tendrá que dejar Francia.

La lógica obsesión por la seguridad va acompañada de los discursos xenófobos que practica el Frente Nacional de Marine Le Pen. El Tratado de Schengen ha recibido un golpe mortal. Europa se defenderá acentuando el nacionalismo de los Estados y escrutando a los más de 40 millones de musulmanes que viven en la UE. La sospecha caerá sobre muchos de ellos por el sólo hecho de practicar otra religión o definirse por la manera de vestir. Es el momento de defender con la ley la libertad, igualdad y fraternidad. Para todos.

12 comentarios

  12 comments for “La normalidad del miedo en París

  1. dolors
    17/11/2015 at 17:51

    El meu condol a familiars i amics de les persones assassinades i ferides a Paris.
    El Sr. Hollande s’ha afanyat a dir que era un acte de guerra, penso que té raó però també veig com a actes de guerra els bombardejos que va fer l’exèrcit francés sobre territori sirià abans de que els terroristes ataquessin França.
    No sé com els definia aleshores aquests actes el President francés. No hi entenc res en política i molt menys en conflictes tant complicats però sento ànsia i vergonya.
    Molts i molts morts enterrats ( o sense enterrar) a la terra de Síria. Molts i molts desplaçats- fugitius – han hagut de marxar de la seva terra.
    Fins que tot això no arriba a la nostra confortable Europa ningú – jo tampoc – se’n ocupa. Jo també dic VERGONYA, VERGONYA!!!

    • 17/11/2015 at 18:38

      VERGONYA, VERGONYA!!!…y añadiría aún más Dolors, VERGONYA, VERGONYA!!!…

  2. Ignacio
    17/11/2015 at 10:25

    BartoloméC, permítame decirle amigo mío.
    No puedo dejarme en el tintero y decirle adiós en un momento para mi difícil. Mis ideas, mis convicciones por equivocadas que sean,no las puedo cambiar a estas alturas -edad- me duele terminar y no participar con mi granito de arena, a escritos apasionantes de todos los colabora-tés y una vez mas, le repito que ojalá hubiere muchas decenas de Bartolomé’s, cordialmente Ignasi.

    • 17/11/2015 at 10:40

      Estimado Ignacio, todos debemos defender las ideas en las que creemos y es un placer debatir con personas como Vd; lamento el momento díficil por el que nos dice que atraviesa, espero que no sea un adios definitivo, deseo que volvamos a tener el placer de leer sus opiniones; lo de cachondo no me molestó lo más mínimo, todo al contrario, era mi intención hacerle reir y si lo conseguí estoy sastifecho, por tanto no ha de pedirme perdón, soy yo el que le pido perdón por no ponerle la mejor versión de Formula V de Eva Maria…ahora lo remedio…Un abrazo, Bartolomé…

      https://www.youtube.com/watch?v=ELnkgb228Pk

  3. Ignacio
    17/11/2015 at 10:02

    Blogueros y blogueras:
    Con mis intervenciones a Foixblog, he participado con dos objetivos, aprender de ustedes y dar mi opinión tal vez exagerada a los escritos de señor Foix y a comentarios apasionantes de Vds.
    Recordarán la flema de Winston Churchill. El Quo Vadis Cataluña ‘rapodiando’ el look de un dirigente de nuestra querida Catalunya y BartoloméC, quiso con su idiosincrasia, dar respuesta con la canción de Eva Maria y su bikini de rayas. Faltaria a mi sentido de la responsabilidad, sino le pidiera perdón por el calificativo de ‘cachondo’, pero dicho sea de paso, según la Real Academia Española la define: burlón, jocundo, divertido y bromista. Sinceramente no quería molestarlo. Recuerden también el camalote planta voraz instalada en el Guadiana, haciendo un canto y a la vez un símil de lo que pudiere pasar y ‘ha pasado’ con los inmigrantes. Todos ellos me han sido eliminados.
    Amigos y amigas, me han cortado las alas, han eliminado todo lo que aparentemente es criticable, siempre he pensado que la libertad de expresión es sinónimo de libertad.
    Al terminar mi última participación a este blog, me viene a la memoria aquellas palabras de Hamlet de Shakespeare cuando Ofelia menciona «Hay romero, eso, es para el recuerdo».

    • José A. García
      17/11/2015 at 19:34

      No debe disculparse por defender sus ideas. Además todos nos expresamos de la mejor manera que sabemos o podemos, y nos equivocamos en adjetivos, frases, ejemplos… El que usted pida perdón ya implica que posee un grado elevado de autocrítica. En un comentario más arriba el Sr. Bartolomé le responde con cariño, así lo veo yo, para que no se preocupe; y como él, espero que su ausencia del blog sea solo temporal.

    • Àfrica
      17/11/2015 at 23:08

      Me sumo a las respuestas de mis compañeros. Que su ausencia sea sólo temporal,con todo cariño.

  4. Albert
    17/11/2015 at 08:17

    Sr. Foix: La matanza de Paris es un hecho criminal muy grave, que ha conmovido y movilizado a toda la sociedad del bienestarde nuestro mundo, pero observo que cuando los mismos asesinatos criminales y con casi la misma cantidad de personas, ocurren en otras naciones lejanas, de religión y creencias diferentes,… durante ya hace varios años,… la reacción de la sociedad del bienestar no ha sido, ni mucho menos la misma. Y no hablemos de los bombardeos tipo terremotode réplica disuasoria, pero donde también mueren miles de personas, totalmente inocentes que…nuestra sociedad ni se inmuta, ni tampoco llora.

    EI, el petroleo, el poder y el dinero. El Islam es otra cosa, que no tiene nada que ver con los hechos de Paris ó de muchas otras naciones.

    Al buen entendedor…

  5. José A. García
    17/11/2015 at 00:15

    Ante unos hechos tan horrorosos y terribles la reacción emocional es normal, la indignación, la rabia… Pero luego se debe imponer la razón y la calma para tomar decisiones correctas. No es fácil, Europa ha tomado muchas decisiones erróneas en la última década. No vaya a ser que una desgracia enorme deba ocurrir para que cambiemos, sería un mal síntoma; una muestra extrema de debilidad e incompetencia. Pero aún y así es hora de comenzar a cambiar el becerro de oro por metas de mayor valor ético.

  6. Francesc
    16/11/2015 at 23:21

    Dejo lo que escribí este fin de semana: http://bit.ly/1H5aE1w

  7. 16/11/2015 at 22:19

    Sr.Foix: le escribo desde la tristeza de lo ocurrido en Paris, pero con la convicción de que el miedo siempre nos hace ver las cosas peor de lo que son realmente, por eso el terrorismo busca que mostremos nuestro miedo, saben que los pueblos que más riquezas tienen son los que más miedo tienen a pederlas…y a lo que más tememos siempre es a lo desconocido, especialmente en una sociedad en la que nos llevan tiempo asustando con peligros inventados o manipulados…es ese negocio del miedo el que nos marca hoy en día, especialmente cuando vemos la cara real de la muerte cercana…de este negocio del miedo hay muchos beneficiados, muchos intereses espureos y mucha mentira…lo vamos a ver en poco tiempo…

    • Àfrica
      17/11/2015 at 23:14

      Comparto tu opinión,Bartolomé, pero no dejo de preguntarme por què no nos movilizamos del mismo modo cuando las matanzas nos pillan más lejos….son seres humanos igual que los de París.Nos hemos acostumbrado?

Comments are closed.