Lo nuevo es muy viejo

Desde que Herodoto escribió Los Nueve Libros de la Historia hace 25 siglos la condición humana ha tenido un comportamiento constante

Cada vez que alguien pretende crear un país nuevo o un hombre nuevo, no sé si asustarme o sonreír. Desde que Herodoto escribió sus nueve libros de historia hace unos veinticinco siglos hasta hoy la condición humana tiene unas constantes que se repiten atravesando civilizaciones, imperios, revoluciones y los espectaculares progresos que ha experimentado la humanidad. El historiador británico Arnold Toynbee (1889-1975) tiene una amplia obra que estudia el paso cíclico de las civilizaciones que llegan y se van dejando las huellas que imprimieron quienes fueron sus protagonistas intelectuales y políticos.

Otro historiador británico, Paul Kennedy, escribió un magnífico libro sobre el auge y la caída de las grandes potencias, desde el imperio español hasta los Estados Unidos del ­siglo XX, en el que sitúa los cambios de ­hegemonías en factores económicos, la fuerza militar y la capacidad del buen gobierno por parte de los dirigentes de cada momento histórico.

Un hilo conductor de cualquier viaje por la historia humana demuestra que pueden cambiar las circunstancias pero las pautas del comportamiento humano son muy viejas, son las de siempre.

El exrector Josep Maria Bricall reacciona con irónico escepticismo cada vez que oye la expresión del independentismo de que “hay que hacer país”, recordando la respuesta de Tarradellas cuando decía que el país ya está hecho y lo que hay que hacer es gobernarlo y gobernarlo bien. Causan una cierta vergüenza las palabras de la consellera Budó al decir que “con la independencia habríamos actuado antes y no tendríamos tantos muertos ni tantos infectados”.

La tendencia del independentismo a gobernar en un país imaginario es cansina. Lo que es exigible es que en las dramáticas circunstancias actuales gobiernen para resolver las cosas que pasan y no sobre las que habrían podido pasar. En la pandemia que todavía nos tiene confinados ni la Generalitat ni el Gobierno de Pedro Sánchez han sido capaces de contar a los muertos ni de facilitar el material necesario al personal sanitario. La tan anunciada entrega de mascarillas para todos está todavía en fase de tramitación. Por mucho que Sánchez hable de nueva situación después de la pandemia y de los pactos de reconstrucción nacional que se anuncian, lo que más urge ahora es gestionar el presente con profesionalidad y solvencia. Quizás con unas cuantas ruedas de prensa menos ya pasaríamos.

El historiador británico, Arnold J. Toynbee, escribió sobre el ciclo de las civilizaciones.

El país y sus gentes son muy viejos y difícilmente se convertirán en nuevos por mucho que se insista desde un gobierno o desde las ideas que lo inspiran. No hay nada nuevo bajo el sol, decía Cohélet en el Eclesiastés.

Cuando Hitler proyectó crear una Alemania radicalmente nueva ya sabemos por desgracia cómo acabó la novedad. Y cuando Lenin, Trotski y Stalin quisieron fabricar el hombre nuevo, el homo sovieticus , pusieron en marcha un régimen que quiso cambiar el mundo negando las libertades más elementales y causando la muerte a millones de rusos. Al final del itinerario se desintegró el imperio soviético y sus soportes ideológicos cayeron por su propio peso hasta aparecer el viejo hombre ruso tan bien dibujado por Tolstói, Dostoyevski y más recientemente por Vasili Grossman.

No hay duda de que la sacudida del coronavirus constituirá un antes y un después desde muchos puntos de vista. La tecnología nos ha permitido trabajar de otra manera, relacionarnos desde la distancia y vivir en el miedo que produce el desconcierto. Pero quienes administren el futuro lo tendrán que hacer con el rigor, la solvencia, la decencia y la justicia con que se aspira a construir las sociedades a medida humana. El hecho de que la distopía sea un concepto más utilizado que la utopía indica hasta qué punto la sociedad ficticia, virtual o simbólica, se ha apoderado de muchas mentes que han olvidado la realidad de los hechos.

Zygmunt Bauman confesaba al final de sus días que “la modernidad nació bajo el signo de una confianza inédita: podemos conseguirlo y, por lo tanto, lo conseguiremos, es decir, podemos refundar la condición humana y convertirla en algo mejor de lo que ha sido hasta ahora”.

Recuerdo el grito triunfal de Barack Obama en la campaña electoral que lo llevó a la Casa Blanca en el otoño del 2008. Era el “Yes, we can” que resonaba en todos los ­estados que visité desde California hasta Nueva York durante dos meses. Aquel “sí, podemos”, tan sugestivo y tan humano, tropezó con las dificultades habituales en cualquier presidencia. No olvide, amigo, me dijo un sargento de la policía de Houston du­rante la campaña, que la Casa Blanca por ­algo se llama blanca.

Luego ha venido el periodo más desconcertante de la historia contemporánea de Estados Unidos con un presidente Trump que se empeña en ignorar la realidad y gobierna desde el desprecio a cuantos le discuten una hegemonía de la que ya no dispone. Aquel poder blando norteamericano que conquistó el mundo desde 1945 hasta hace muy poco ha dado paso a una “América primero” que también es atacada por un virus que no se detiene en las fronteras.

Publicado en La Vanguardia el 22 de abril de 2020

  24 comentarios por “Lo nuevo es muy viejo

  1. Sr. Foix : Estic meditan que ara que la pandemia del coronavirus, está siguen investigada per tots el cientifics-médics-investigadors, doncs es la hora de que comencem a preveure amb urgencia, la gran emergencia de la Economía productiva yi creadora de articles, llocs de trevall, consumidors i cotitzants al estat i a la seguretat social,…perque amb el coronavirus está arruinant a tot el sistema productiu, consumidor i cotitzant de la economía mundial a gran escala destructiva també.

    Necessitem tornar a fabricar a España, tots el articles, que ja fabricabem abans aquí i que ara fabriquem encarregats a la China i a tot el sudest Asiàtic. De fet ens sortiran mes barats, doncs estalvierem inclus el transport i una part, molt important, del import del IVA.

    Pero, ja se que estic escribint al vent i que el que dic s’ho emportará el vent i seguirem igual. Doncs …

    ” Lo nuevo es muy viejo “

  2. Se puede ser un modelo de pais, pero primero debes demostrarlo.
    De momento no es el caso.
    Hoy que no es ayer, se controlan las residencias
    Hoy que no es ayer, se compran mascarillas
    Hoy que no es ayer, se hacen test
    Hoy se hacen planes de reconstruccion en la economia de Catalunya? Hay pactos para trabajar conjuntamente en Catalunya’?Hay un plan de accion y un plan de contingencias para superar este año duro o incluso dos años duros?
    En que nos anticipamos en Catalunya?
    En que somos pioneros?
    En que somos proactivos?
    En fin no somos un modelo, el dia que lo seamos quizas podamos demostrar que somos mejores, de momento como menos somos igual de lentos, que los vecinos, somos igual de malos previsores que los vecinos….

    • De la consellera Budó y similares, sigo en mi planteamiento, ignorancia total como si no existieran, sus egos solo queiren que hablemos de ellos, asi que por mi parte no contribuire. El tiempo pondra a cada uno en su sitio

      • 10/3
        El Govern descarta medidas más drásticas por el coronavirus en Catalunya
        La portavoz Meritxell Budó subraya que han detectado menos casos que en Madrid y pueden determinar toda la trazabilidad de las infecciones

  3. Hoy se ha conocido una expresión del President de la Cambra de Comerç que, si més no, son molt simpàtiques i reveladores dels temps actuals.

  4. Estoy de acuerdo en que en la actual situación hacer leña del árbol caído o de ciertas decisiones erróneas es arriesgado, quien tire la primera piedra puede destronar al apedreado y estar obligado a soportar la peligrosa lluvia en su lugar.

    Ya en tiempos de Séneca sucedía lo mismo, lo podemos deducir de su célebre frase: “El primer arte que deben aprender los que aspiran al poder es el de ser capaces de soportar el odio”.

    Lo nuevo es viejo.

    • Una frase de Séneca ignominiosa, que dice mucho de lo que es el poder. Acabó bien, el tío!” No crees que deberíamos estar hablando de SERVICIO A LOS CIUDADANOS i no de PODER? Pero sí. Hay personas que se consideran poderosas y a las que es muy fácil odiar, despreciar y sobre todo olvidar que existen! Afortunadamente, acabaran como todos y quizás el mundo sea algo mejor.

      I ahora puedes decir: “Sé realista, muchacho”. Pues no! No me da la gana!

  5. Ya lo dijo y cantando Frank Sinatra, en la vida todo son cycles.
    La panfils de la Budo tambien da el cante cada vez que abre el pico.
    Vaya kk de ciclo que nos ha tocado. Y como desafinan xD
    Pues si Sr. Foix, son muy cansinos toda esta colla del Pati dels Tarongers. Cansinos e inutiles. Pero claro ara no parlem de fer pais, parlem de gobernarlo de manera eficiente para salvar vidas. Poca broma.

    • No, amigo Dogbert. Ellos en ningún momento momento han dejado de hablar de país. Incluso están aprovechando el el virus para echar más leña al fuego. Mencionas a una señora. No sé quién és. Me he permitido no sólo olvidarla sino incluso sentir un cierto desprecio por lo que dice, aunque nunca por lo que pueda ser realmente como ser humano.

  6. RÈGIM ESPANYOL PREDEMOCRÀTIC BUSCA UN MARQUÉS DE TARRADELLAS

    1. La consellera Meritxell Budó afirma: “Amb la independència hauríem actuat abans i no tindríem tants morts ni tan infectats. Tots els països que prengueren mesures en els primers moments son els que millors xifres tenen i s’han defensat millor”. Lluis Foix escriu que aquestes paraules “causen una certa vergonya” i li replica: “¿Podria respondre sobre les coses que passen i no sobre les que haurien pogut passar? Gràcies”.

    2. El també periodista Andreu Barnils entra en aquesta polèmica. Explica: “No sabem que hauria passat en una Catalunya independent. Seriem Portugal o seriem Itàlia? No ho podem saber. Sí que sabem què ha passat en una Catalunya espanyola: 8.000 morts i pujant. Espanyolistes (federalistes, autonomistes, etc.): l’autocrítica no aniria malament. Crec!”.

    3. El que fa autèntica vergonya és que el Govern PSOE/Podemos i l’oposició del trifachito (PP, VOX, CS) utilitzen la crisi del coronavirus en un intent de reinstaurar un règim espanyol predemocràtic. Volen reconstruir un estat espanyolitzat, ultra centralitzat, militaritzat, borbònic, coranavíric, autoritari, repressor dels drets i les llibertats de les persones i dels pobles, amb exiliats i presos polítics doblement confinats.

    4. Els hi falta una peça a col·locar, una mena del mitificat Josep Tarradellas, en la presidència d’una Generalitat buida de contingut. Ja va passar en el seu retorn a Catalunya. Els partits catalans li van imposar un Estatut que ell no volia i en un moment en que ell tampoc volia. Es a dir, podria aplicar-se-li allò del mal governar que el tarradellista Josep M Bricall, pensant en els seus adversaris, posa en boca de Tarradellas.

    5. Així fou com l’exiliat i republicà Josep Tarradellas va acabar sent un marqués monàrquic. El rei Juan Carlos li va concedir un títol nobiliari, el marquesat de Tarradellas, el 24 de juliol del 1986, dos anys abans de la seva mort (10 de juny del 1988). Juan Carlos, relacionat recentment en el cas Corina, fou imposat pel dictador Francisco Franco com a rei. PSOE, PP, VOX, CS es neguen a investigar el Corinavirus… i Podemos pinta poc en el Govern presidit per Pedro Sánchez, autoproclamat “autoridad única competente”. Per tot això, els partits espanyols i els seus aparells mediàtics enyoren un personatge crepuscular com el marquès de Tarradellas. Fins i tot, el Govern espanyol, de manera unilateral, imposa el seu nom a l’aeroport de El Prat.

    • Molt bé Oriol, representes de manera extraordiària l’independentisme actual que treballa amb força a la recerca incansable de culpables aliens reforçant aquest victimisme paralitzador de qualsevol iniciativa raonable.
      La meva enhorabona, vas pel camí encertat.
      Que ningú no parli d’Educació o Sanitat pública que ens va deixar l’Honorable President i el seu Conseller Boi Ruiz com a llegat, algun en diuen deixa.

      • Comentari a Carlos.

        1. El que s’ha autoproclamat a si mateix “mando único competente” contra la crisi del coronavirus es Pedro Sánchez. ¿Es veritat o mentida?

        2. El que practica una acció centralitzadora en la gestio contra la pandemia apropiant-se de les competències de les autonomies és el Govern espanyol. ¿Es veritat o mentida?

        3. El que a les rodes de premsa diaries per parlar de la pandemia posa militars, guardies civils i policies enlloc de personal sanitari i cientifics es el Govern espanyol. ¿Es veritat o mentida?

        4. El Govern espanyol va advertir fa pocs mesos al Govern català que destinava un presupost excesiu a la sanitat. ¿S’en recorda?

        5. Respondre aquestes preguntes és l’unic que considero interessant. Tinc una edat que les consideracions despectives que vosté em fa en el seu escrit em rellisquen. I en tot cas mostra el tipus de persona que vosté es. Ultima pregunta: ¿podem debatre des de la discrepància i sense desqualificacions?

        • Sobre el seu darrer punt: Doncs serà que no! Considero inútil debatre res amb algú que té només idees fixes…

  7. Sr- Foix: admiro su energía para mantenerse joven y seguir escribiendo estos artículos.

    La denominada psicología empírica o experimental ha demostrado que gran parte de las decisiones que tomamos no son racionales. Este rasgo de la condición humana nos debería conducir a pensar lo que hacemos y también calcular los riesgos para la mayoría. Un problema de la política es que algunos políticos confunden el riesgo que ellos corren como individuos con el de toda la población sobre la que gobiernan o influyen.

    Otro error grave es considerar que un país, Catalunya por ejemplo, sea una sociedad monolítica y homogénea. Y el peor de todos es creerse mejor que otros, cuando nadie es mejor que nadie, diferente sí, pero sentirse superior es prepotencia, incluso cuando se dice: no, no pensamos eso.

  8. Obtén l’Outlook per a l’Android

    De: ARTORELL BARBERAJOAN M
    Enviat: dimecres, 15 d’abril de 2020 19.41
    Per a: Nuria caretes
    Tema: Neo Moncloa

    Si arriben a fer un pacte ” Neomoncloa ” neixerà coix …Catalunya que és la locomotora,,,està a la presó I a l exili
    JOAN MARTORELL I BARBERÀ
    CARRETERA DE TEERASSA 30
    08230 MATADEPERA
    TELF 937870535
    D NI 39054045E

    Obtén l’Outlook per a l’Android

  9. Sr. Foix : ” Lo nuevo es muy viejo ” … Por ello debemos de escuchar y hacer caso del consejo de nuestros ancianos, que por sus experiencias vividas, a lo largo de los años, han acumulado sabiduría.

    Y debido a sus sabios consejos. …deberiamos prever el futuro que nos viene, aunque ahora no lo creamos posible.

  10. Hoy he pasado por la farmacia a por mis medicinas como paciente crónico y me han dado la mascarilla sin problemas.

Comentarios cerrados.